martes, 14 de junio de 2011

Intravenosa

En lo que tenias Razón, la tenés, en “La” que no, aun no.

Mira como me viniste a dejar solo, en el medio de este barullo de gente que anda andando sin sentir una de sus tantas emociones de enserio, seriamente. Exprimirla, “vivirla”. Yo sigo mirando hacia abajo, no puedo levantar la vista, la ἀλήθεια me afecta de otra manera; sí total hoy en día hasta los que te mienten descaradamente te miran a los ojos como rubrica de Veracidad. Los míos, están cansados. “Soy la soledad hecha hombre”, dice el bigotudo, y yo con el contorno de mi ojo de vidrio, cansado, miro como Schopenhauer toca la flauta, suena dulce, aunque sean labios amargos y embalsamados. Y así vagabundeo como un Benjamiano vegetal expresivo. Sin espacio para el Otro, para que de una vez por todas, éste, logre definirme.

7 comentarios:

Andri Alba dijo...

Eres el Pablo Terrible ideal pal tiempo.

Un abrazo y me encantó leerte.

Andri Alba dijo...

La brutalidad primitiva y real de la cabecera de tu blog es mentalmente excitante para mí, me excita la mente quiero decir. Veo la imagen y siento. Tú sabes a lo que me refiero con sentir...a eso nada más que eso, sentir, puro y simple; complicadamente cerrado en la simplicidad.

Ta luego! si hay un luego, que eso nunca se sabe.

Pablo Terrible dijo...

Adri:

Nunca hay un "hasta luego" cuando existe un "siempre".

Muchas gracias por llegar hasta aqui, y muchas más por leer.

Pablo Terrible.

sisifo dijo...

Tremenda entrada

don vito andolina dijo...

Hola, precioso blog, bellísismas entradas visten tu casa, si te gusta la palabra elegida, la poesía te invito a mi casa, un placer, es,
http://ligerodeequipaje1875.blogspot.com/
gracias, buen sábado, besos calurosos...

Pablo Terrible dijo...

Sisifo! Gracias por leer.

Don vito, muchas gracias por sus palabras.

Saludos!


Pablo Terrible

Alejandra Ianniello dijo...

LA verdad nos afecta a cada uno de una manera diferente, pero creo, opino, que cada ser tiene su propia verdad.